¿Alguna vez has escuchado acerca del encriptamiento de archivos? Si no es así, aquí te explicaremos de que se trata y como funciona, así como algunos conceptos básicos acerca de ello, por supuesto en torno al recurso conocido como Crypter.

Para empezar, ¿qué es un archivo encriptado?

La encriptación o cifrado de archivos, como también es conocida comúnmente, se trata de un procedimiento en el cual el archivo se vuelve ilegible, aunque también se puede hacer con datos de un documento o cualquier tipo de archivo. En este sentido, el archivo no puede ser abierto por un usuario no autorizado, lo cual lo hace inservible para este. Con ello se puede resguardar información de máxima seguridad, aquella que queremos mantener privada para poder enviar a través del Internet para realizar cualquier tipo de trámite.

En otra instancia, el encriptamiento puede ser realizado por un software que se utiliza para ocultar el archivo en cuestión. Por otro lado, algunos archivos suelen ser codificados para que se vuelvan indetectables ante la presencia de cualquier antivirus. Es decir, encriptar un archivo como se mencionó anteriormente, lo hace indetectable con muchos propósitos, como por ejemplo la venta de manera segura; protección del propio archivo ya sea por motivos personales, datos confidenciales, entre otros, por lo cual se busca una estabilidad para que el archivo sea privado.

Los tipos de Crypter

Generalmente existen dos acrónimos para identificar los tipos este tipo de recursos, entre los cuales se mencionan: FUD, lo cual hace referencia a una encriptación total, es decir que ningún tipo de antivirus podrá detectarlo ocultándolo fielmente. Mientras que del tipo UD, hace que el archivo se codifique ocultándolo de la mayoría de los antivirus, si bien es confiable no es totalmente fiel.

Ambos tipos de archivos logran ocultar ficheros de los antivirus para diversos propósitos como se mencionó en líneas anteriores.

Partes

Se trata de dos partes, una conocida como Stub y la otra conocida como Cliente, y a continuación se procederá a definir cada una.

El Stub: consiste en un archivo con extensión dll o un ejecutable, y su funcionamiento es básicamente como filtro respecto a aquellos archivos que se cargan en el cliente del archivo encriptado.

El cliente: se trata la interfaz donde se carga nuestro archivo y principalmente se despliegan diversas opciones, por supuesto, esto depende del código fuente del programa o para entenderlo mejor, de la programación de este.

Función real

Se trata de asignar valores ocultos en el código individual del código fuente del archivo, de esta manera, el código fuente se vuelve oculto ante el escaneo de diversos antivirus. Así se puede enviar la información enquistada sin la preocupación de que el antivirus sea un obstáculo para ello.

Apreciación final

Este tipo de archivos conocido como Crypter hacen una función realmente importante, y es relevante si se desea ocultar cierta información ya sea por diversos motivos, con la finalidad de proteger este archivo, la información contenida en el y todo lo relacionado a este, obteniendo mayor seguridad y confianza.