Considerado como el desierto más árido de la tierra, el desierto de Atacama, en Chile, suele cambiar su aspecto sólido y arenisco por maravillosas flores malvas. Patas de guanacos, suspiros, y celestinas, se encargan de convertir el paisaje al sur de Antofagasta y al norte de la Serena todo un paisaje multicolor lleno de candentes olores.

Resultado de imagen para desierto de Atacama

Desde el punto de vista de la climatología, se puede conocer la causa. Esto se debe a que la ausencia de heladas así como las precipitaciones que inundan a este desierto están asociadas con el fenómeno el niño y es por ello que se trata de un desierto florido que desde 1997 ha sido el más intenso. No obstante, luego de 10 años de sequía, volvió la lluvia a Chile de manera abundante y en distintas estaciones, por lo cual la floración no se hizo esperar, extendiéndose de manera anormal hasta noviembre.

Se trata de miles de suspiros, celestinas, y patas de guanacos los que convierten a este desierto en un colorido paisaje, como se mencionó en líneas anteriores. Siendo un desierto tan seco impresiona a cualquier visitante con tremendo paisaje que además combina aguas termales, volcanes y salares. Todo esto se trata de un fenómeno bastante habitual lo cual lo convierte en algo especial.

Básicamente el proceso de germinación de las semillas naturales se encuentra latente hasta que cae la lluvia y se puede observar el hermoso paisaje.

Por otra parte, las 1800 especies distintas de plantas con las que cuenta Chile suelen florecer debido al fenómeno el cual lleva entre unos cuatro a cinco años adormecido, soportando enormes sequías y vastos cambios de temperatura.

Se trata de un esfuerzo, el cual acaba en uno o dos meses con una floración tan bella y radiante que resalta a la vista, y es la que forma parte de la estrategia de estas plantas, como supervivencia poder sobrevivir a un ambiente tan árido como resulta ser el desierto de Atacama, arenisco y bastante hostil, aunque a simple vista no lo parezca.

Cabe decir que la región de Atacama florece de manera impactante, como se puede observar en muchas fotos que se pueden encontrar a través de la red, ya que de ser un arenal pasa ante los ojos de tan árido paisaje a transformarse en un suelo lleno de coloridas flores, aromas radiantes. Todo esto mencionado y alabado por muchos expertos quienes opinan que esto forma parte de unos de los mejores lugares para poder enaltecer la vista observando un espectáculo colorido sin precedentes.

Nada más maravilloso que observar cómo las semillas latentes pueden cobrar vida, resurgiendo y haciendo parecer al desierto de Atacama como una alfombra de flores hermosas, llena de vida, de esperanza, de hermosura, de paz, y de alegría, ya que cualquiera que lo observe puede sonreír y maravillarse con todo ese espectáculo de flores.

Una mezcla entre la abundante lluvia, la ausencia de heladas, y otros factores son influyentes para el resurgir de estas bellas flores.